Hacen seguimiento a las acciones que se llevan a cabo para mitigar los impactos de un posible niño en el país

0
516

El Comité Nacional para el Conocimiento del Riesgo sesionó para revisar todo lo relacionado a la preparación y respuesta de las entidades del Gobierno Nacional para reducir las afectaciones ante la eventual ocurrencia de un fenómeno de variabilidad climática El Niño 2018 – 2019 en el país.

 

Aunque El Niño no ha sido declarado oficialmente en el territorio colombiano, no se puede desconocer los impactos que ha generado la temporada seca principalmente en la región de los Llanos Orientales, Caribe y Andina con disminución del nivel de los ríos, desabastecimiento de agua potable en acueductos rurales y urbanos, incendios forestales, reducción de la productividad agrícola y pecuaria y aumento de enfermedades transmisibles por vectores.

 

Es por esto que desde el Gobierno Nacional se viene trabajando el documento CONPES 3947 junto con ministerios y entidades técnicas del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres en torno a cuatro objetivos específicos: 1) La identificación de las condiciones de riesgo para orientar la toma de decisiones y la comunicación oportuna, 2) la reducción de la vulnerabilidad sectorial y territorial, 3) los mecanismos de seguimiento a la respuesta y 4) la evaluación de la actuación, de las afectaciones e impactos.

 

De esta manera, las entidades asistentes a este comité como el Departamento Nacional de Planeación –DNP, el IGAC, Servicio Geológico Colombiano, IDEAM, DANE, Dimar, Dirección de Bomberos, Asocars, Federación Nacional de Departamentos, Federación Colombiana de Municipios, los ministerios de Ambiente, Vivienda, Minas, Salud, Transporte, Tecnologías de la Comunicación e Información, Agricultura, Comercio y Educación, expusieron cada una las acciones que desde su competencia están llevando a cabo para mitigar los impactos y afectaciones ocasionadas por el Niño.

 

Algunos de los temas relevantes fueron: identificar y priorizar zonas con posibles afectaciones, controlar fuentes abastecedoras de agua e identificar fuentes alternas, definir la estrategia de prevención para la detección temprana de incendios de cobertura vegetal, monitoreo permanente de la situación energética y las condiciones de los embalses para la generación hidroeléctrica, uso eficiente del agua y energía, entre otros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí