Se fue un grande de la fotografía, Libardo Cano

0
497

Se me vienen a la cabeza muchas historias, anécdotas que vivimos con “El Mocho” Cano.  Todas cuando trabajábamos en El Periódico de Cartagena. Hace más de 20 años.

 

Una vez, un buque de carga –con mercancías de contrabando-  encalló cerca de Punta Arena, Cano y yo, fuimos a cubrir la noticia. Se habían intoxicado más de 40 personas, por los gases represados en los contenedores.

 

Cuando llegamos a la playa, alquilamos una lancha para que nos llevara hasta el buque. Libardo, mientras se quitaba los zapatos me dijo: “Yo voy a tomar las fotos, si tú me acompañas”.

 

Nos subimos a la lancha y cuando estábamos a mitad del camino, se nos vino un Mar de Leva, que movía constantemente la lancha.

 

Llegamos al destino, Libardo Tomó las fotografías como siempre, agarrando la cámara con la mano normal y con su brazo mocho, oprimía el botón. De regreso, el mar se enfureció y la lancha se movía con ganas de sacarnos.

 

Llegó una de esas olas grandes y Cano, Salió volando, Intentó agarrarse del borde de la lancha, pero no cayó en cuenta que se había sentado en el lado de su brazo mocho. Cuando vi que se levantó, lo alcancé a agarrar de la pretina del pantalón y lo bajé.

 

Cuando cayó, dio un grito, mientras le decía al piloto de la lancha que parara que él se bajaba – en pleno mar abierto-. Logramos llegar a la playa. El mar de leva duró cuatro días.

 

Una de esas historias que siempre quedarán en mi mente.

 

Un gran ser humano, una maravillosa persona. Libardo, que Dios te Bendiga siempre. Dejas el recuerdo de una muy bonita amistad.

 

Gracias hermano…

 

*Foto Cortesía…

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí