El Sistema Integrado de Transporte Masivo, SITM, de Cartagena inició en campo, con un bus que hace parte de la flota de Transcaribe, la exploración de alternativas para atender a la comunidad del barrio Nelson Mandela, ante el inicio de la reconstrucción de la vía de acceso a este sector por Ciudadela 2000.

 

El inicio de los trabajos de recuperación de este acceso generó una interrupción obligada de las rutas que cubren las rutas 103 y 104 y que recorren Nelson Mandela.

 

En la mañana de este lunes, el equipo de ingenieros de Operaciones de Transcaribe y de la empresa Cartagena Complementaria, que atiende esta ruta, junto con la alcaldesa de la Localidad 3, Patricia Zapata, realizaron varios recorridos tratando de definir la opción que más le convenga a la comunidad, en especial a los usuarios del sistema.

 

En el recorrido se evaluaron las condiciones de las vías alternas, la seguridad tanto para los conductores como para los usuarios y el trazado adecuado que permita la circulación, giros y retornos operativos de los busetones.

 

 

Durante tres horas y media se exploraron las alternativas que serán evaluadas en Comité de Operaciones.

 

El gerente de Transcaribe, Humberto Ripoll, dijo que el compromiso es atender los requerimientos de las comunidades por donde el sistema presta sus servicios y que por ello se está trabajando en buscar una solución al tema.

 

La vía de acceso a Mandela es intervenida por la Secretaria de Infraestructura del Distrito y se estima que unos 30 días esté terminada.

 

Igual Transcaribe este año tiene presupuestado, con recursos provenientes del Gobierno Nacional, la adecuación de vías en distintos sectores por donde transitan sus rutas

Desde hace más de 10 años, 60 familias cartageneras venían luchando su título de propiedad, luego de vivir por más de 30 años sin adquirirlo.

 

Gracias a la gestión de Corvivienda en cabeza de su gerente William García Tirado, se logró esta realidad de muchos sueños que algunos ya afirmaban nunca lograr alcanzar.

 

Es por esto, que mañana martes 17 de Abril, se le hará entrega de sus títulos a estos 60 beneficiados del sector la Unión del barrio el pozon.

 

La entrega se realizará en la cancha sintética del barrio el pozon a las 9:00 am.

El gerente de la Empresa de Desarrollo Urbano de Bolívar (Edurbe), Bernardo Pardo Ramos, respondió a los señalamientos que hizo el honorable Concejo de la ciudad al advertir su descontento por el supuesto a atraso en las obras realizadas en las instituciones educativas públicas, ratificando que el avance es de un 99%; pues hace falta concluir un trabajo en un colegio.

 

“Efectivamente coincidimos con lo expresado por el concejal Javier Curi en el sentido de hacer un gran diagnóstico de las necesidades de todas las instituciones educativas públicas. Esa fue la instrucción que recibimos del Alcalde tanto el Secretario de Educación como yo. Conforme a esa directriz de 2017, el diagnóstico real de las necesidades de las 27 instituciones intervenidas lo realizó Edurbe y fue presentado a la Secretaría de Educación con fecha 14 de febrero. Este diagnóstico arrojó que se requieren aproximadamente $2.600 millones adicionales que no se contemplaron, por no existir los recursos, en el contrato interadministrativo suscrito entre la Secretaría de Educación y Edurbe.”, dijo Pardo Ramos.

 

Aclaró que no es responsabilidad de Edurbe, como ejecutor del proyecto de mantenimiento y adecuación de 27 instituciones educativas, la solución de la totalidad de las necesidades que presenta cada institución. “Fuimos totalmente responsables en informar a la Secretaría de Educación de manera oportuna de las mismas”, aseguró.

 

“Por otro lado, y habiendo hecho la anterior claridad informamos que en la Institución Educativa John F Kennedy se invirtieron en total $249 millones y la obra contratada se encuentra en 100%, en Soledad Acosta de Samper se invirtieron $172 millones y la obra contratada se encuentra en 100%. Los detalles de placa y otros no están contemplados dentro del contrato, pero si fueron informados de manera oportuna a la Secretaría de Educación. Así mismo, en la Institución Educativa Luis Carlos López la inversión total es de $260 millones, faltando por terminar únicamente el cerramiento y la grama de la cancha, debido a que la Dirección de Infraestructura de la Secretaría de Educación no tuvo en cuenta la construcción de una plantilla dentro de las especificaciones. Sin embargo, estará terminado antes de la culminación del plazo contractual”, dijo.

 

“Edurbe rechaza las manifestaciones malintencionadas que en medios han circulado refiriéndose a incumplimientos y obras inconclusos, cuando por el contrario hemos sido diligentes en la ejecución del contrato y siempre hemos colaborado al equipo de infraestructura educativa para realizar los diagnósticos de las necesidades reales de las instituciones educativas. Seguiremos trabajando por Cartagena como es nuestra misión con transparencia y eficiencia”, señaló al tiempo que advirtió que el próximo viernes deben entregarse todos los trabajos.

 

Foto archivo Cortesía

Tal parece que la Universidad de Cartagena -cuyo rector, Edgar Parra Chacón, pretende reelegirse- no sale de un escándalo para meterse en otro.

 

Luego de un fallo del Tribunal Administrativo de Bolívar que decidió en su artículo tercero: “Como consecuencia de lo anterior, ordenar que en el término de 48 horas siguientes a la notificación de esta providencia la Universidad de Cartagena, deberá declarar la nulidad de toda actuación administrativa adelantada por la Universidad de Cartagena, en contra de la aspirante Mayerlin Esther Zúñiga Julio, por la supuesta suplantación de persona en la realización del exámen de admisión de la Universidad de Cartagena, periodo 2017-2”, se “desató la de troya”.

 

En el mismo fallo del 5 de septiembre de 2017, el alto Tribunal revocó la sentencia de primera instancia de fecha 24 de julio de 2017 proferida por el juzgado Décimo Primero del Circuito de Cartagena, por medio de la cual se denegó el amparo solicitado por los accionantes. Además amparó los derechos fundamentales a la educación, dignidad humana y debido proceso de Mayerlin Esther Zúñiga Julio.

 

La historia:

El día 10 de mayo de 2017, Mayelin Zuñiga, una niña de 17 años de edad, hija de un humilde Mototaxista y una auxiliar de enfermería, residentes en el barrio la sierrita de esta ciudad, se presentó como aspirante al programa de Medicina de la Universidad de Cartagena, para el periodo 2017-2; ocupando el octavo (8) puesto; por lo que acudió el día señalado para firmar la matricula.

 

Con ocasión de la presentación de los exámenes de admisión para la facultad de medicina, segundo periodo del 2017, la Universidad de Cartagena, contrató los servicios de la Fundación “Cooperen”, con sede en la ciudad de Medellín, para que realizara los cotejos dactiloscópicos a los aspirantes, como control previo y posterior, dicho contrato tuvo un costo superior a los $49.000.000, según señala la parte de la defensa de la aspirante.

 

Para mostrar resultados, el técnico de la Fundación “Cooperen”, utilizó a Mayelin Zuñiga, afirmando que la huella que fue plasmada en la hoja de respuestas de la aspirante, no coincidía con la de ella, ni con la de su tarjeta de identidad, señalándola de suplantación en el examen de admisión del 2017-2, de la facultad de medicina, de la U. de C.

 

“La joven fue señalada por, Beatriz Vergara González, directora de la oficina de registro y control del alma mater y por Jabith Mercado, coordinador de seguridad de ese plantel, como una ‘delincuente’ y bajo la amenaza de que “ya  el carro de la fiscalía estaba esperando afuera para llevársela detenida”, fue constreñida para que dijera cuanto había pagado por la suplantación, a quien le había pagado, dónde lo había hecho; a lo que la joven respondió entre el temor y el llanto, que ella no había pagado nada, que ella solo se había preparado a conciencia y si había hecho su examen”, indicaron los apoderados.

 

Fue sancionada inicialmente, de manera injusta y violándole todos sus derechos constitucionales fundamentales que el debido proceso requiere, con la expulsión inmediata de la Universidad y prohibiéndole aspirar nuevamente en un lapso de tres (3) años.

 

La señora Beatriz Vergara, directora de la oficina de registro y control de la U. de C., presentó además, una denuncia penal en contra de Mayelin, con el argumento central que la huella de la hoja de respuestas no era la misma de la tarjeta de identidad de la joven.

 

El padre de la joven, presentó acción de tutela, que le correspondió al Juzgado 11 Administrativo del Circuito de Cartagena, en cabeza de la Doctora Beatriz Vergara García, quien, según la parte de la defensa de la joven, es pariente de Beatriz Vergara González, la misma que ha adelantado todo el proceso en contra de Mayerlin.

 

La juez, presuntamente, valiéndose del grado de familiaridad con Beatriz Vergara, directora de la oficina de registro y control de la U. de C., declaró improcedente la acción de tutela en primera instancia, decisión que fue impugnada por el accionante y el Tribunal Administrativo de Bolívar, en sentencia N°. 054/2017 Sala de decisión N°002, a través de auto del 5 de septiembre de 2017, tuteló el derecho al debido proceso de Mayelin, ordenó la nulidad de todo lo actuado y además le ordenó a la U. de C., que el proceso administrativo sancionatorio debía finalizar al mismo tiempo que el segundo periodo del 2017.

 

Fue tranquilizante para Mayerlin, saber, que luego de que se realizara un cotejo de huellas, con personal del CTI de la Fiscalía, este determinó, que lahuella que aparece en la hoja de respuesta, “NO ES APTA” para cotejo dactiloscópico, “debido a la deficiente calidad técnica en la toma de la impresión dactilar, que ocasiona falta de nitidez… lo que hace imposible la determinación y ubicación de puntos característicos…”, esa fue la deficiente técnica que utilizaron los funcionarios” que fueron los contratados por la U. de C., para tal fin.

 

 

Para sorpresa de la familia Zuñiga, la Universidad de Cartagena, le abre nuevo proceso a Mayerlin, con los mismos documentos del proceso que había sido declarado nulo por el Tribunal Administrativo de Bolívar, y el 19 de enero de 2018, le notifica de pliego de cargos.

 

El papá de Mayerlin y ella misma, presentan incidente de desacato ante la Juez Once Administrativo del Circuito de Cartagena, debido a que se estaba desatendiendo la orden impartida por los Magistrados del Tribunal Administrativo, ya que el proceso debió terminar a más tardar el 31 de Diciembre de 2017, aparentemente irregular, la jueza once administrativa de Cartagena, decidió a través un auto modificar la orden dada el 5 de Septiembre de 2017 por los Magistrados del Tribunal Administrativo de Bolívar, presuntamente violando e irrespetando el ordenamiento jerárquico de la rama judicial.

 

Mientras esto pasa, la joven Mayerlin Zúñiaga, sigue la lucha -como la historioa bíblica de David y Goliat- para que sea admitida, como estudiante de medicina en la Universidad de Cartagena.

 

 

 

Portal: El Grifo Noticias - Director: Juan Carlos Ceron
Cartagena de Indias - Colombia