Opinión

Por Javier Lastra Fuscaldo

Agente Interventor de Electricaribe

 

Las alertas de un posible apagón en la Costa han suscitado un debate público en torno a las dificultades de Electricaribe para mantener la estabilidad de su operación. Este escenario genera incertidumbre en nuestros clientes. Las advertencias de expertos y formadores de opinión en torno a estos hechos señalan como relevante que las limitaciones de suministro de energía a Electricaribe se presenten nuevamente, ahora que la empresa está en manos del Gobierno.

 

En el proceso de intervención se asume la responsabilidad de garantizar, no sólo la continuidad del servicio, sino de materializar la solución estructural de la compañía. No podemos minimizar las advertencias ni mucho menos soslayarlas, todo lo contrario, debemos entender las preocupaciones colectivas de nuestros grupos de interés para mantenerlos informados oportunamente de las acciones que se están tomando para evitar un colapso.

 

Dos son los mensajes para dar tranquilidad ante las legítimas preocupaciones por las amenazas  de posibles racionamientos. Primero, que durante 20 meses, la medida de intervención ha logrado suministrar energía sin limitaciones del servicio como sanción del sistema eléctrico beneficiando a 10 millones de habitantes de la Costa. Ello ha sido posible gracias al apalancamiento con recursos del fondo empresarial de la Superservicios,  con el esquema de garantías para la compra de energía diseñadas por el Gobierno Nacional  que hasta hoy se han asignado parcialmente y por el desempeño de los trabajadores directos e indirectos de la empresa.

 

Segundo, para atender las necesidades que garanticen medianamente la operación durante el 2018, se requiere contar con los recursos aprobados en el documento Conpes de noviembre de 2017 por 320 mil millones de pesos,  de los cuales 195 mil millones son para garantías y 125 mil millones para inversiones en infraestructura y tecnología.

Para el 2019 el Gobierno anunció la asignación de recursos por 735 mil millones de pesos amparados en un nuevo documento Conpes que se destinarán para inversiones bajo el nuevo marco tarifario que sin duda impactará positivamente en la calidad del servicio. Con esos apoyos  se podrá avanzar en la implementación de la solución estructural sin los afanes de escasez de materiales, sin procesos de limitación de suministro de energía y sin los problemas en la logística para operar. 

 

El proceso para la solución estructural, como lo anunció el  Presidente Juan Manuel Santos, empezará en este mes de julio y a partir de allí se conocerá el interés del mercado para operar la empresa y  hacer las grandes inversiones que se requieren con urgencia.

 

 

 

 

 

 

 

Portal: El Grifo Noticias - Director: Juan Carlos Ceron
Cartagena de Indias - Colombia